Ser profesor universitario vale la pena

"Los Profesores Universitarios pueden cambiar vidas con la mezcla correcta de tizas, marcadores, pizarras y desafíos": Joyce Meyer

Los maestros o profesores forman parte del pilar fundamental para la educación de la sociedad, ya que éstos son los que se encargan de educar a los niños, adolescente, jóvenes y adultos en diferentes ámbitos para que adquieran los conocimientos necesarios; además de implantar en ellos buenos valores. Así se construye un país; con el esfuerzo de todos.

"Un maestro es una brújula que activa los imanes de la curiosidad, conocimiento y sabiduría en sus pupilos": Ever Garrison

Los profesores universitarios enseñan materias académicas o laborales a los estudiantes en la educación complementaria o superior. Preparan y dan clases, seminarios y clases reducidas. Los profesores universitarios evalúan el trabajo, escriben informes del progreso de los estudiantes y corrigen exámenes. También pueden llevar a cabo trabajos de investigación y tener algunas tareas administrativas [1].

Actividades laborales

Sus responsabilidades incluyen: Planificar y preparar cursos. Dar clases y demostraciones. Organizar y dirigir seminarios y clases reducidas. Evaluar el progreso de los estudiantes y escribir informes sobre él. Preparar y corregir ejercicios, cursos y exámenes. Los profesores universitarios utilizan recursos como materiales audiovisuales, pizarras interactivas y ordenadores para estimular el interés y el aprendizaje, para satisfacer las necesidades de los estudiantes con diferentes estilos de aprendizaje y para preparar material para del curso.

Participan en las reuniones de equipo con otros profesores universitarios para discutir asuntos de los cursos, y tienen contactos con organizaciones externas, como tribunales examinadores y empresas locales.

Ayudan a desarrollar habilidades analíticas de los estudiantes y a fomentar la investigación y el estudio independiente. También ayudan a los estudiantes que pueden estar experimentando dificultades con sus estudios.

Los profesores universitarios deben estar al día con los desarrollos en sus campos de especialidad, con el objetivo de publicar las conclusiones de sus estudios.

Los profesores universitarios también tienen que realizar algunas tareas de administración y pueden tener responsabilidad presupuestaria. Algunos profesores universitarios contribuyen a la comercialización de los cursos y al desarrollo de nuevos cursos. Asimismo, tienen que mantenerse en contacto con los tribunales examinadores. Prepara y llena el portafolio. Obedece órdenes. Elabora el contrato de aprendizaje y realiza la planificación de sus cursos, proyecta la imagen de la institución en la cual se desempeña.

Perfil Profesional del Docente Universitario

Para ser profesor universitario, se requiere: Ser capaz de inspirar y motivar a sus alumnos. Capacidad de organización y planificación. Ser capaz de expresarse con claridad de palabra y por escrito. Confianza para enseñar a gran número de estudiantes en aulas. Comunicarse eficazmente con personas muy diversas; los estudiantes provienen de muy distintos contextos sociales y culturales. Paciencia, tacto y tolerancia. Capacidad de investigación, especialmente en la educación universitaria [2].

Algunos estudios sobre la vida profesional y la carrera docente como ámbito de socialización se han vertebrado en torno a enfoques fundamentales, que contribuyen a conformar el perfil profesional que caracteriza a los educadores, sus comportamientos y sus actitudes hacia la enseñanza, el docente universitario tiene que tener:

  • Innovación y Calidad
  • Destrezas gerenciales (liderazgo)
  • Altos Estándares de Calidad
  • Conocimiento y Dominio de las Tecnologías de Información y Comunicación (TIC)
  • Altos Niveles de Competencias
  • Conocimiento y Destrezas Andragógicas

Competencias

Actitud positiva. Actitud responsable. Aptitudes para gestionar el tiempo. Aptitudes para gestionar presupuestos. Aptitudes para la comunicación verbal y escrita. Aptitudes para la enseñanza. Aptitudes para la escucha. Aptitudes para la planificación. Asiste a reuniones del profesorado. Auto disciplinado. Bien organizado. Bueno en gramática, puntuación y ortografía. Califica y evalúa el trabajo realizado por los estudiantes. Capacidad de análisis. Capacidad para concentrarse. Capaz de dar explicaciones claras y concisas. Capaz de estimular y motivar a los demás. Capaz de ganarse el respeto de los demás. Capaz de imponer disciplina. Capaz de llevarse bien con varios tipos de personas. Capaz de mantener información confidencial. Capaz de trabajar bajo presión. Confiable.

Enérgico. Enseña a estudiantes de educación superior. Enseña a estudiantes universitarios. Entusiasta. Establece y hace cumplir normas de comportamiento. Habilidad para resolver problemas. Habilidades informáticas. Habilidades para presentar. Identifica a los alumnos que rinden menos de lo esperado. Observador. Organiza prácticas laborales para los estudiantes. Paciente. Pone al día sus conocimientos sobre la asignatura y se mantiene informado sobre cuestiones pedagógicas. Prepara a los estudiantes de cara a los exámenes. Prepara e imparte clases, seminarios y tutorías. Prepara y planifica clases. Proporciona apoyo extra a estudiantes que lo necesitan. Proporciona ayuda a estudiantes que sufren problemas personales. Proporciona guía.

Proporciona información a la gente. Realiza investigación. Realiza observaciones. Realiza trabajo de oficina. Redacta informes. Tolerante. Trabaja con profesionales de la educación. Usa diferentes métodos de enseñanza para estimular el interés y el aprendizaje.

¿Qué hace un profesor universitario?

Decía Jaime Lunch, profesor de la UPR [3].

Deseo, por lo tanto, ayudar a educar y concienciar a todas sobre qué realmente hace un profesor universitario en su vida profesional.

La profesión académica es un bello oficio: es dedicar la vida de uno a la creación, al descubrimiento, al desarrollo de nuevas ideas, al debate y discusión de diferentes puntos de vista, a la educación de nuestra juventud, al entrenamiento de la próxima generación de académicos, y a la belleza, la justicia y la verdad.

No es una profesión para todo el mundo: yo diría que requiere una vocación genuina, mucho sacrificio personal (un Ph.D. es largo y hay pocas recompensas materiales), gran curiosidad intelectual, una dedicación a mejorar el mundo a través de la educación, un compromiso ético, mucha tolerancia, una visión global del mundo, un cierto idealismo y poco interés en acumular grandes bienes materiales.

Contrario a prácticamente cualquier otra profesión, en las que el profesional está sujeto a las exigencias y realidades del mercado o debe seguir las directrices de una entidad gubernamental, el profesor con cátedra está libre para crear, pensar, dialogar y descubrir, sin estar sujeto a la dictadura del mercado o las prioridades políticas de agencias gubernamentales o partidos políticos.

El profesor también se distingue de otras profesiones por la importancia que tiene la libre creación en su desempeño profesional. Obviamente, la docencia en los cursos es una parte muy importante de nuestra labor. Pero, igual de importante (o más, en las mejores universidades) es la creación de nuevo conocimiento a través de la investigación, las publicaciones académicas, las conferencias, y la diseminación del conocimiento a un nivel más popular a través de los medios. Un profesor que investiga y publica en revistas y libros de buen nivel es uno que está activamente participando en el mundo del conocimiento, y no un mero espectador.

Un profesor también debe de participar en conferencias internacionales de alto nivel en su disciplina, y en sus temas de investigación. A través de las conferencias uno presenta el trabajo de uno ante los mejores foros globales y ante los expertos mundiales más reconocidos. También uno conoce a los profesores en otras universidades y otros estados que escriben los artículos y libros más citados.

Finalmente, debo de mencionar algunas de las carencias de la UPR que dificultan nuestra labor, y una vez más pedirle a la Junta de Control que no imponga estos recortes abusivos, ya que eso sólo dificultará nuestra labor aún más. En la UPR-RP como está ahora, la biblioteca no es adecuada: el 95% de los libros que yo necesito no están allí. Muchos de los salones de clase no tienen ni WiFi ni proyector, algo que es inconcebible hoy en día. La carga regular en la UPR (4-4) es más que en universidades R-1: por lo tanto, hay poca orientación hacia la investigación y publicación. Los irrazonables recortes que pide la Junta de Control sólo van a servir para empeorar las condiciones académicas en la UPR-RP.

¿Cómo ser profesor universitario?

A la hora de elegir una carrera son muchos los que se plantean la posibilidad de ser docentes e incluso algunos visitan nuevamente la idea después de incluso algunos años de trayectoria profesional exitosa. Sin embargo, la mayoría no saben en qué consiste la carrera o cuáles son los requisitos para ello.

Muchos se cuestionan en algún momento u otro acerca de convertirse en profesor universitario, sin embargo, muchos desconocen cuál es el proceso para ello.

El tiempo de estudios, investigación y preparación para ser docente implica una inversión de 15 años aproximadamente.

Para ser docente en la Universidad, primero es necesario contar con el conocimiento comprobado de las materias específicas de las que se va a ocupar; con estudios de grado o una licenciatura, un máster (1 o 2 años) o un doctorado. Y con habilidades pedagógicas para su desenvolvimiento académico.

Para ser docente es importante contar un buen currículum, y a ser posible, una experiencia previa en empresas, instituciones educativas y comunidades.

Aprobar el concurso de oposición y/o concurso de credenciales exigido por el MPPEUCyT. Aquí, los aspirantes deberán cumplir con los requerimientos exigidos para estos efectos emanados por el ente rector. Los resultados dependerán de la normativa vigente al momento del concurso.

Es importante realizar trabajos de investigación, de extensión, de producción, generar nuevos conocimientos, y adquirir experiencia en gestión y administración educativa.

Es recomendable publicar en revistas científicas reconocidas.

Formarse permanentemente en áreas del conocimiento y cumplir con la normativa de ética de la profesión docente.

Contribuir con el desarrollo de la nación.

Tener sentido de pertenencia, querer a la institución en la cual se desenvuelve, gustarle su profesión, tener estima de su condición de educador y fundamentalmente amar al país.

Hay varios tipos de profesores universitarios

Existen diferentes tipos de contratos de acuerdo a las obligaciones del docente, la trayectoria profesional y el grado de conocimiento. Conoce los tipos de profesores y encuentra el que más te interesa:

Profesores contratados son aquellos profesionales universitarios cuyas obligaciones se fijan mediante un contrato de servicio a tiempo determinado.

Profesores Honorarios son aquellos profesionales que por los excepcionales méritos de sus actividades científicas, humanísticas, tecnológicas, culturales o profesionales se hayan hecho de tal distinción.

Profesores Ordinarios son aquellos profesionales que se han incorporado a la universidad por el régimen de ingreso según el Reglamento emanado por la institución respectiva o por ente quien lo rige.

Auxiliares Docentes y de Investigación son aquellos profesiones que sin tener Títulos universitarios a nivel de Ingeniería, Licenciatura o equivalente son incorporados a la universidad por la especial naturaleza de las actividades que ejercen por su experiencia y capacidad en el área en la cual deban desempeñarse.

Profesores ayudantes son profesionales admitidas en programas de doctorado que quieren completar su formación docente e investigadora y colaboran con las tareas prácticas.

Profesores Visitantes o Cooperantes: Son profesionales que provienen de centros de estudios externos (nacionales o extranjeros) y vienen de visita para realizar tareas docentes y/o de investigación por un tiempo.

Aprende a gestionar tu tiempo si ya eres profesor.

En el marco del Plan de la Patria - Segundo Plan Socialista de Desarrollo Económico y Social de la Nación 2013-2019, se ha propuesto generar un verdadero proceso de transformación universitaria, que en el caso de la formación docente se estructura a partir de la conformación de un Sistema Nacional de Formación Permanente del Docente Universitario, contribuyendo así a la generación de prácticas pedagógicas e investigativas innovadoras, participativas y pertinentes a la realidad sociopolítico y socioproductiva del país.

<< NUEVAMENTE HOY 5 DE DICIEMBRE FELIZ DÍA DEL PROFESOR UNIVERSITARIO >>

Referencias

1.- https://www.educaweb.com/profesion/profesor-universitario-907/

2.- http://noticias.universia.es/portada/noticia/2015/04/10/1123036/como-profesor-universitario.html

3.- https://www.elnuevodia.com/opinion/columnas/quehaceunprofesoruniversitario-columna-2324356/



Esta nota ha sido leída aproximadamente 536 veces.



Héctor Yi Durán

Ing. Luchador Social

 hectoryi@gmail.com

Visite el perfil de Héctor Yi Durán para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Héctor Yi Durán

Héctor Yi Durán

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /educacion/a272682.htmlCd0NV CAC = Y co = US