1ro de mayo: Los trabajadores estamos obligados a hacer la revolución

Conmemorar el 1ro de mayo es un acto de evocación y de homenaje a los mártires de Chicago, asesinados en su lucha por una jornada de 8 horas diarias de trabajo, pero también es un llamado a los trabajadores para continuar con la lucha a pesar del estado de postración en el cual actualmente está sumida la revolución bolivariana. Un breve análisis de la situación actual nos coloca frente a una clase trabajadora fundamentalmente desorganizada, agobiada por los efectos de la guerra económica que dirige la oligarquía contra el pueblo venezolano, y con un gobierno sin la capacidad de hacer frente a tal arremetida. Esta realidad, que frena el carácter combativo de la clase obrera, que obstaculiza e impide la posibilidad de establecer una gran alianza de sectores y clases explotadas, más allá de la simple confluencia de siglas y partidos, coloca en la defensiva a los trabajadores y con ellos al pueblo en general. Este mes de mayo puede ser un espacio histórico para que los trabajadores venezolanos profundicen la lucha por la transformación socialista.

La esperanza surgida por el triunfo del comandante Chávez al inicio del proceso bolivariano parece desvanecerse, hoy día la dinámica de los procesos sociales coloca a los revolucionarios ante una aparente disyuntiva histórica, apoyar a alcanzar una victoria electoral al presidente Maduro o permitir el avance de la derecha. ¿En cuál de estos dos escenarios políticos podrán los trabajadores desarrollar, con mayor perspectiva de victoria, su acción transformadora? Esta realidad, que puede ser vista por algunos como un chantaje político para favorecer las expectativas electoreras de algunas organizaciones políticas, no puede ser desconocida por los revolucionarios. El pueblo exige de su vanguardia la orientación, dirección y conducción para la batalla, nuestro pueblo ha demostrado con creces tener arrestos para la acción.

La posibilidad de avanzar hacia nuevos escenarios para la construcción del socialismo supone una mayor agudización de la confrontación de clases; la burguesía ha demostrado que es implacable en la aplicación de sus políticas antipopulares, su alianza con el imperialismo pone a su disposición inmensos recursos, tanto económicos, políticos y militares, todo ello sumado a la manipulación descarada de la información, por todos los medios a su alcance, lo cual hace que los trabajadores resulten afectados en su interpretación de la realidad; hasta tal punto es evidente la afectación de la conciencia del pueblo que hoy día podemos observar como surgen antivalores que no son típicos del pueblo venezolano, por ejemplo la falta de solidaridad, el egoísmo, la avaricia, la indolencia y el aprovechamiento de unos por encima de las necesidades de los otros. Obviamente, existe una realidad económica que es inobjetable: ¿cómo pensar en luchar, cuando los trabajadores dedicamos la mayor parte de nuestro tiempo tratando de conseguir alimento, entre otras cosas?

La lucha de los trabajadores por mejores condiciones de vida es un destino natural de la clase, lo es en el capitalismo y lo será en el socialismo. Si bien es cierto que es una lucha de carácter económico: puede y debe estar atada a las luchas por la transformación social, las cuales son en esencia de carácter político. Es por ello que en este 1ro de Mayo reivindicamos la lucha política histórica de la clase trabajadora por sepultar al capitalismo. Reivindicamos la necesaria toma del poder real por parte de los trabajadores; no es suficiente con alcanzar victorias electorales coyunturales, la realidad nos enseña que a pesar de contar con un gobierno surgido de la marejada histórica conocida como revolución bolivariana, el poder real sigue estando en manos de la burguesía y sus sectores sociales aliados; tanto Fedecámaras, Consecomercio, la Asociación Bancaria, la prensa burguesa, los partidos oligárquicos y otras tantas expresiones orgánicas de la burguesía dirigen sus esfuerzos en acabar con éste intento de liberación porque saben que a fin de cuentas los trabajadores tienen su propio proyecto histórico: el socialismo. La toma del poder real pasa por el control de los medios de producción y con ellos de la producción de mercancías. Los trabajadores tienen que asumir este reto, la alianza de clases y sectores explotados debe construir nuevas formas de gobierno en las fábricas, comunidades, barrios, instituciones del estado, tanto en las ciudades como en el campo. Es el momento de pensar en ello y ejercer los poderes creadores del pueblo, avancemos juntos hacia la victoria del socialismo.

¡Patria Socialista!

¡Venceremos!

"Trabajadores del mundo, uníos, no tenéis nada que perder excepto vuestras cadenas."

qKarl Marx

7/05/2018

Por El Frente de Trabajadoras y Trabajadores Socialistas de Pdvsa Intevep (FTTSI)

FTTSI@yahoo.com

@VOZPeSocialista

Canal You Tube La VOZ Petrolera Socialista

1ro DE MAYO: LOS TRABAJADORES ESTAMOS

OBLIGADOS A HACER LA REVOLUCIÓN

 


Esta nota ha sido leída aproximadamente 357 veces.



Frente de Trabajadores (as) Socialistas de Pdvsa Intevep (FTTSI)


Visite el perfil de Frente de Trabajadores (as) Socialistas de Pdvsa Intevep (FTTSI) para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Frente de Trabajadores (as) Socialistas de Pdvsa Intevep (FTTSI)

Frente de Trabajadores (as) Socialistas de Pdvsa Intevep (FTTSI)

Más artículos de este autor



US Y ab = '0' /actualidad/a264744.htmlCd0NV CAC = Y co = US