¿Qué esperan para llamar a Ramírez?

El madurismo, en su incapacidad manifiesta, metió sus patas en PDVSA y literalmente la destruyó. Primero querían salir de Ramírez, el Presidente que la tenía pepita produciendo los millones correspondientes, y para aplastarlo desmontaron el aparato productivo y político. Después, el fiscal, con la excusa de la corrupción, dio salida a su odio (es que la eficiencia, la capacidad, levanta la envidia de las almas pequeñas, de los mutilados espirituales): más de cien gerentes defenestrados sin pensar en su sustitución, tierra arrasada; persecuciones políticas y policiales postraron a la industria.

Ahora el presidente se lamenta de lo que en su oportunidad aupó, la torta que pusieron no se arregla con unos gritos en la constituyente, con sospechosos llamados a buscar ayuda, que equivale a abrir camino a la privatización. Esa iracundia no le queda bien, lo que se impone son medidas con mente fría. Comencemos por volver al principio, llame al Presidente de PDVSA que la tenía produciendo, no inventen, llamen a Ramírez. No aprovechen la torta que pusieron para entregarle la empresa a los capitalistas.

El problema no es técnico, que está demostrado que allí sobra, el problema es de conciencia, de espíritu, de liderazgo. La empresa está desmoralizada, la abusó esta dirigencia, ahora alguien dice que trabaja en PDVSA y la gente se agarra la cartera. Estos insensatos arrasaron con el orgullo de pertenecer a la empresa que ayudó a Chávez, triunfante en el sabotaje petrolero, el orgullo de haber fundado una empresa al lado de la masa humilde, se burlan de la PDVSA roja rojita, el grito pasó de ser un símbolo a ser un estigma.

Estamos seguros que el mismo día que Ramírez regrese, ese mismo día la producción subirá como la espuma, es que volverá la moral, los trabajadores sentirán el orgullo de pertenecer al músculo económico de la nación, se sentirán protegidos, sabrán que allá arriba está un hombre que es amigo, un conocedor de la empresa, un gerente probado. No hay otro en el país capaz de levantar la empresa. Y no vendrá sólo, tiene capacidad de formar equipo. Ese mismo día se reunirá con los obreros que tendrán acceso a él, visitará la áreas una por una escuchando, viendo, convenciendo. Los trabajadores sentirán presente al Comandante Chávez, volvió su espíritu, regresó el liderazgo.

No hay duda, si de verdad quieren recuperar a la industria el primer paso será llamar a Ramírez, sólo esa medida evitará entregar la industria a los buitres capitalistas que sobrevuelan Miraflores.

Ahora bien, escribiendo este texto, nos cruza un pensamiento: si Ramírez es tan bueno para PDVSA será también bueno para el país, si es un gran gerente para la industria, será un gran Presidente. Si lo van a llamar por qué no aprovechan y lo llaman para el país.

Está claro que no lo van a llamar, la mezquindad de este gobierno está en el fondo de la crisis, la incapacidad se oculta cortando a los árboles que le hacen sombra, así uno a uno los liquidaron, fue pecado tener brillo propio, era sentencia de guillotina, y tan grande fue la mutilación de los talentos que todo quedó a oscuras.

Está claro que este gobierno, por su carácter mezquino, está incapacitado de resolver la crisis que él mismo provocó.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 33239 veces.



Toby Valderrama Antonio Aponte

elaradoyelmar.blogspot.com

 elaradoyelmar@gmail.com      @elaradoyelmar

Visite el perfil de Toby Valderrama Antonio Aponte para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Toby Valderrama Antonio Aponte

Toby Valderrama Antonio Aponte

Más artículos de este autor



US Y ab = '0' /actualidad/a263919.htmlCd0NV CAC = Y co = US